icono youtube
icono twitter
icono Face EducacionAmbietal CDMX
logo GDF/CDMX /SEDEMA

Nuestra ciudad

En la Ciudad de México los efectos del cambio climático también se padecen. La humedad, la temperatura y las lluvias se han intensificado con el paso del tiempo, causando inundaciones, deslaves, rachas de vientos, granizadas y sequías. Desafortunadamente, la población que vive en zonas de riesgo, como laderas e inmediaciones de barrancas, es la más afectada por las lluvias torrenciales.

Y aunque nuestra ciudad ha padecido históricamente de inundaciones por su ubicación geográfica, en los últimos años se han intensificado por el incremento e intensidad de las lluvias a causa del cambio climático, la acumulación de basura en coladeras y la poca captación de aguas pluviales. Esto aumenta el caudal del sistema de drenaje de la ciudad y, por lo tanto, su desgaste; y si sumamos el hundimiento que la afecta debido a la explotación de mantos acuíferos, el problema se agrava. Si quieres saber más sobre este tema da click aquí.

foto Fuente: Estrategia de Resiliencia CDMX.

¿Y la agricultura? En la CDMX la agricultura se realiza principalmente en delegaciones que tienen suelo de conservación, como Milpa Alta, Xochimilco y Tláhuac; su producción depende del comportamiento de las lluvias, por eso se le conoce como de temporal. Si hay ausencia, disminución o incremento de precipitaciones, la cosecha se ve amenazada, lo que reducirá la producción de alimentos, generará pérdidas económicas para los productores y se invertirá más en el transporte de productos de lugares más lejanos, esto aumentará el precio al consumidor. Con toda certeza podemos decir que la agricultura es vulnerable al cambio climático.

foto
foto Fuente: Sedema 2016 y Estrategia de Resiliencia CDMX.

Las especies de plantas y animales que habitan en la Ciudad de México también son vulnerables al cambio climático. De acuerdo con información publicada en la Estrategia Local de Acción Climática 2014-2020, para 2050 los bosques de oyamel que se encuentran en suelo de conservación de la ciudad presentarán una reducción del 67 por ciento, la distribución del conejo teporingo del 56 por ciento y del gorrión serrano del 20 por ciento, razón por la cual es importante incrementar los esfuerzos en el cuidado de las zonas donde habitan.

foto Fuente: Sedema.